• GALEGO
  • ESPAÑOL
  • ENGLISH
     
  noticias  

GRAVESEN: «NO QUEREMOS PONER LÍMITES A NUESTRA MÚSICA»

GRAVESEN: «NO QUEREMOS PONER LÍMITES A NUESTRA MÚSICA»
6 DECEMBER 2021

Lo que empezó siendo un grupo de versiones en 2015, acabó por convertirse en una banda de composiciones propias, sonido definido y potentes directos. Compuesta por Javi Amandi (voz), Jacobo Castro (guitarra), Moisés Araujo (batería), Raúl Lage (bajo) y Miguel Miguélez (guitarra), Gravesen es una banda que, desde su Ponteareas natal, demuestra una destreza brutal tanto a nivel musical como compositivo; sus temas invitan a escucharlos, a prestarles atención, a disfrutarlos.

Debutan un par de años después de su creación con Gravesen (2018), y ahora vuelven a la carga con Volume 2 (2021), un EP que recoge los tres sencillos que han ido lanzando durante este año; tres trallazos en gallego, de descargas atronadoras conectadas a géneros pesados «cercanos al metal con algún matiz stoner».

 

 

Foto © Amandi Fotografía  

 

Gravesen es, además de voz, guitarras, bajo y batería. ¿Cuál es el germen del grupo, cómo surge el encuentro?

Miguel Miguélez: «La semilla del grupo nació sobre el año 2015. Jacobo y yo (Miguel) teníamos un grupo básicamente de versiones que se llamaba Black Box, y la idea era introducir poco a poco canciones compuestas por nosotros. Después de varios cambios de miembros, la cosa empezó a coger forma en marzo de 2016, cuando Javi (voz) entró en el grupo».

 

Lleváis «rompiendo cuerdas» desde 2016... ¿y antes? ¿Recordáis cual fue vuestro primer contacto con la música?

Miguel: «Yo particularmente recuerdo [ya] desde pequeño escuchar mucha música en los viajes que hacía con mis padres en el 127 que teníamos en aquel momento. Lo más rockero de su colección era Europe [risas], pero es aquí donde realmente empiezo a interesarme por la música.

En cuanto al instrumento, cuando tenía 16 años quedaba con un amigo que conocía bastantes acordes de guitarra e íbamos practicando; ¡de ahí a montar un grupo hubo dos pasos [risas]!».

 

Foto © Amandi Fotografía  

 

«Grav» es tumba y «sen», «hijo» en danés y noruego. ¿Cuál es el origen del nombre? Porque lo de «hijo de la tumba» es muy gótico... ¿O es por el exjugador del Real Madrid, Thomas Gravesen?

Jacobo Castro: «Pues la verdad que desconocíamos por completo el significado etimológico del nombre [risas]. Teníamos varias opciones la más delirante era “Ricardo”, pero sonaba bastante indie para lo que queríamos hacer— y acabamos eligiendo Gravesen en referencia a tan rudo jugador. Además, ¡los mejores nombres ya estaban escogidos [risas]!».

 

Musicalmente hablando, ¿cuáles diríais que son vuestras principales influencias? ¿Alguna que nos pueda sorprender?

Moisés Araujo: «Dentro del grupo los gustos son bastante variados, pero intentamos que las canciones tengan cierta coherencia “estilística”. La verdad es que escuchamos de todo, desde metal hasta la cosa más popera que te puedas imaginar.

Ya nos han dicho un poco de todo; esto suena a Red Fang, aquello a Mastodo... ¡ni tan mal [risas]!».

 

 

Y, si hablamos de géneros... ¿dónde caería el vuestro? ¿Cómo describiríais el estilo de Gravesen?

Raúl Lage: «No somos muy de etiquetarnos en un estilo concreto, pero si bien las primeras canciones podían tirar un poco más hacia el rock o el grunge, quizás ahora tengamos un sonido un poco más cercano al metal con algún matiz stoner».

 

Foto © Amandi Fotografía  

 

Dos años después de vuestra creación debutáis con Gravesen (2018), una colección de cuatro cortes en inglés que mezclan pesados ritmos stoner con la rabia del grunge. ¿Qué os lanzó a publicar vuestro primer álbum?

Javi Amandi: «El primer motivo sería conseguir conciertos; tener una carta de presentación para que la gente de los locales pueda hacerse una idea de cómo suena el grupo. No siempre es fácil conseguir conciertos si eres un grupo que compone sus propias canciones. Y, el segundo, por mero afán recordatorio de coleccionista; tener la impronta de quiénes éramos por aquel entonces.

 

 

Algo curioso de este trabajo es la duración de las pistas: dos de ellas pasan de los tres minutos, duración más ajustada a los estándares de los medios de comunicación, pero las otras dos, de los seis. ¿Por qué ese contraste? ¿Merece la pena hacer temas largos teniendo en cuenta la manera en la que se escucha la música hoy en día (atención dividida, etc.)?

Miguel: «Buena observación [risas]. Es cierto que el índice de atención en estos tiempos que corren es cada vez menor, y hacer un tema de seis minutos no parece la mejor idea. A la hora de componer, tampoco pensamos mucho en un público objetivo, y puede ser que a veces nos dejemos llevar [risas].

También es cierto que no queremos poner límites a nuestra música, si el cuerpo pide algo más prog ¡por qué no!».

 

Tres años, y una pandemia, después de vuestro debut, lanzáis ACova (2021), sencillo para el que contáis con Bea y Rosa, de Donicelas.¿Cómo surgió la colaboración?

Moisés: «Donicelas son un grupo folk con el que estoy vinculado y no dudamos a la hora de contar con ellas». 

 

 

A lo largo de la canción, las dos voces femeninas se funden con las vuestras, más guturales. ¿Qué buscabais con este contraste?

Javi: «Pues a pesar de que este tipo de fusiones son tendencia hoy en día, la verdad es que surgió de la forma más espontánea; lo probamos un día en el estudio y nos encantó. También es una forma bonita de homenajear nuestra cultura y nuestra tierra, añadiendo esas voces del folclore gallego».

 

Lo de mezclar estilos como el metal, grunge, stoner o electrónica con folk o música tradicional gallega parecer ser una tendencia en alza hoy en día. ¿Cómo veis vosotros esta fusión?

Raúl: «Pues creemos que es algo bastante original. Parece que en el mundo de la música está todo hecho e inventado, pero nos gusta ver cómo siguen existiendo inquietudes musicales en la gente».

 

ACova, le siguieron Lobishome (2021) y Redención (2021), otros dos sencillos publicados el 19 de marzo y el 23 de abril, respectivamente... ¿por qué lanzar los tres sencillos sueltos para después recogerlos en un EP, Volume 2 (2021)? ¿Fue una cuestión logística, pandémica o algo más conceptual?

Jacobo: «Creimos que ir sacando las canciones en formato single iba a captar más la atención de la gente, y la verdad que funcionó bien. En un futuro, la idea es seguir sacando dos o tres canciones y más adelante hacer una recopilación física de todo el material, co unas diez o 12».

 

 

Y, ya que la mencionamos, ¿de qué forma afectó la crisis sanitaria al desarrollo de estas nuevas piezas? Por ejemplo... ¿las letras serían las mismas?

Miguel: «La verdad es que en ese sentido la pandemia no nos influyó mucho, porque las canciones y las letras ya estaban hechas de antes, pero cualquiera puede pensar que A Cova surgió de esa etapa en la que todos estábamos confinados en nuestras casas [risas]».

 

Foto © Amandi Fotografía  

 

Además de las descargas todavía más atronadoras, otra característica que tienen en común los tres cortes, y la principal diferencia con vuestro álbum debut, es la lengua: pasáis de cantar en inglés a hacerlo en gallego. ¿Por qué este cambio de idioma y por qué ahora? ¿Es definitivo?

Jacobo: «Pues también fue algo totalmente natural y mucho más cómodo para Javi, porque puede expresarse mejor. Tenemos una lengua muy bonita, por qué no utilizarla. En este sentido no hay vuelta atrás».

 


  

 

Firmadas por David Fernández Bueno, las tres portadas siguen una clara línea estética, cambiando los colores (roja, verde, azul) y los espacios (un desierto, la luna, un cementerio). ¿Esconden alguna simbología? ¿Siguió David alguna directriz o trabajó con total libertad?

Javi: «La verdad es que no podemos estar más contentos con el trabajo de David (guitarra de Stormseeds, por cierto). El diseño guarda bastante relación con las letras de las canciones; le dimos un par de pautas, pero el después se encargó de todo y lo hizo genial. Seguro que en el futuro volveremos a contar con su colaboración».

 

 

¿Cómo suele ser el proceso creativo? A la hora de componer, ¿qué o quién inspira a Gravesen? En estos aspectos, ¿cambió algo entre Gravesen y Volume 2?

Jacobo: «Por suerte tenemos bastante facilidad a la hora de componer. Tenemos en la cola bastantes canciones, el problema es que nos falta tiempo [risas]. Al final, cada uno tiene su trabajo y a veces se hace difícil dedicarle todo el tiempo que nos gustaría a la hora de ir montando las canciones.

En cuanto a la inspiración, pues un poco lo típico; algo que leíste, algún suceso de actualidad, vivencias... de cualquier cosa puede surgir una buena historia para reflejar en una canción».

 

Actualmente, ¿cómo veis la escena metal gallega?

Miguel: «Creemos que la escena es muy buena; en general, no solo en la escena metal, hay muchos grupos de gran calidad, pero si ponemos una balanza, no sabríamos decir si está equilibrada la oferta con la demanda, sobre todo a la hora de hacer conciertos.

A esto hay que sumarle que, con la pandemia, muchos locales cerraron y ahora es más difícil encontrar sitios donde poder tocar. Para un grupo como nosotros es difícil hacerse un hueco, al contar con muy pocos medios y teniendo que autofinanciar cualquier tipo de proyecto o idea, pero la ilusión es lo que nos hace seguir adelante».

 

Foto © Amandi Fotografía  

 

En agosto jugasteis en casa, actuando en la sala multiusos del Auditorio de Ponteareas junto a Suevia, después celebrasteis el Samaín en el Auriense (Ourense) y hace un par de semanas que compartisteis las tablas del Transylvania (Vigo) con Broa. ¿Cómo está siendo la vuelta a los escenarios después de tanto tiempo sin pisarlos?

Raúl: «Teníamos muchísimas ganas, pues al final el escenario es lo que nos alimenta y nos hace disfrutar más de esto. Creíamos que nos íbamos a sentir algo raros al principio, pero los nervios se fueron con los primeros riffs. Poder presentar tus canciones en directo es una forma de expresión muy liberadora».

 

Al hilo, la música en directo ya está rozando la normalidad —así, a secas, sin «nueva»— sin restricciones de aforo y de horario. ¿Qué podremos esperar de un directo de Gravesen? ¿Alguna próxima fecha que podáis anunciar?

Moisés: «De un concierto de Gravesen puedes esperar mucha energía. Nos gusta hacer conciertos un poco más cortos pero intensos, algo así como un puñetazo en la cara [risas]. En cuanto a próximas fechas, tenemos un par de ellas agendadas para 2022, pero todavía no están anunciadas».

 

En la actualidad, ¿qué artista o grupo gallego nos recomendaríais? ¿Algún favorito que deberíamos conocer?

Javi: «Pues hay muchos grupos de la escena gallega como pueden ser Broa, con los que tocamos hace poco, o Moura. De nuestros favoritos, sin duda, os diríamos que escuchaseis a Mano dePiedra».

 

Si abriésemos vuestras cuentas personales de Spotify, ¿qué escucharíamos? 100% Sinceridad, 0% Vergüenza.

Jacobo: «Pues aquí podríais encontrar mucho guilty pleasure, desde reguetón, hip-hop, hasta el metal más rabioso».

 

  noticias